Día de la Tierra – Tú te comes la mierda que tiras

Hoy es el Día de la Tierra, una buena oportunidad para reflexionar sobre cómo (no) estamos cuidando el planeta y blablablablablablablaaaaa… Esto es lo que muchos oyen, y yo me incluía hasta hace poco en ese grupo, me parecía un discursito inútil, repetitivo y cansino de hippie come-flores… día de la tierraPor algún extraño motivo sentimos la Tierra como algo lejano, de la misma manera que nos da igual que caigan bombas a miles de kilómetros, es como que no nos toca, nos queda lejos. Supongo que es porque la supervivencia del individuo va por encima de la supervivencia de la especie, pero déjame que te diga una cosa…

Tú te comes la mierda que tiras

Te haré una pregunta muy tonta; Si dejas de barrer tu casa… ¿Quién se va a comer el polvo? Deja de pensar en la Tierra como algo que nos enseñaron en el cole que hay que cuidar, como una obligación moral, como hacerse la cama por las mañanas (qué más da, si a la noche la deshago otra vez) y empieza YA a darte cuenta de que la mierda que tiras te vuelve y te la comes, LITERALMENTE.

dia de la tierra

Lavas tu nueva camiseta barata made in china llena de tintes tóxicos con jabones llenos de parabenos antes de usarla, para que no te irrite la piel, dicen ¿no? ¿Y a dónde va el agua del lavado? Ah sí, al mar… Y luego vas tu a comerte tu salmón salvaje para comer sano… Salmones salvajes más tóxicos que los tintes de tu ropa, llenos de disruptores endocrinos peligrosísimos.
Tómate un chupito de detergente y ahórrate el viaje de ida y vuelta.

Haz pequeños cambios

dia de la tierraUno siente que solo no puede cambiar apenas nada, lo sé, pero de menos sirve cerrar los ojos. Olvida mensajes del tipo “Es por la Tierra” o “Es por tus nietos”, porque es por TI, tú te comes cada día los tóxicos que tiras a la basura.

Yo no soy un ejemplo de estilo de vida súper ecológica y sostenible, pero voy cambiando poco a poco, y os aseguro que se puede hacer sin volverse loco y tu vida mejora.

– Usa menos “potingues” tanto para ti como para tu casa, ¿de verdad necesitas que tu casa huela pinos artificiales? ¿De verdad necesitas 50 cremas para tu piel? La respuesta es rotundamente NO.

– Usa cosmética y productos de limpieza lo más natural posible, hay muchas opciones, cada vez más, incluso puedes hacértelo en casa y además ahorrar muchísimo dinero. Una buena norma es “no uses nada en tu piel que no te comerías”. Este punto te afecta directísimamente.

Evita comprar cosas envasadas en plásticos y demás, muchas veces es fácilmente evitable.

Reutiliza envases y bolsas en casa, no los tires, no cuesta nada.dia de la tierra

Evita comprar cosas desechables como toallitas, platos de plástico y demás. No los necesitas, créeme.

Deja de usar tampones y compresas, pásate a la copa menstrual. Tu bolsillo, tu vagina y el planeta te lo agradecerán.

– Separa la basura para reciclar (este punto yo misma lo tengo pendiente).

– Compra comida lo más ecológica posible… Es una pena que sea tan “cara”, pero de verdad, si buscas puedes encontrar algo que se ajuste a tu bolsillo. Vale MUCHO la pena.

– Compra comida km0. No te hace falta comer mangos y aguacates de Brasil y contaminar medio planeta en su camino, aquí tenemos muchísima fruta también (en este punto también fallo a veces).
 

LA TIERRA ERES TÚ, Y ES AQUÍ Y AHORA.

Koko lo tiene muy claro, pero no está en su mano…

Deja tu comentario